swimming pool under water ...

5 ejercicios para ponerse en forma en la alberca

La alberca no solo es para descansar y disfrutar con amigos. ¡Es un excelente lugar para quemar grasa y perder algo de peso! Olvídate de hacer tus rutinas de siempre y atrévete a probar el ejercicio en el agua.

Encontrarás muchos beneficios al hacerlo, pues el agua mejora la circulación sanguínea, previene la obesidad, combate la osteoporosis, elimina la celulitis, previene lesiones y reduce el estrés.

Dentro de la alberca solo se necesitan 20 minutos al día para tonificar los músculos, pues el entorno acuático ofrece resistencia y permite hacer movimientos imposibles de realizar en otros medios, por lo que también requiere de menor intensidad. A continuación te decimos nuestro cinco favoritos.

Piernas al pecho

Es muy sencillo: hay que correr… pero sin moverse.

Llevarás las rodillas al pecho de forma alternada lo más rápido posible por unos 30 segundos de forma continua antes de pasar al segundo movimiento. Es ideal como ejercicio de calentamiento.

Trote acuático

Lo principal para quemar calorías y hacer un aceptable trabajo cardiovascular es desplazarte. 15 minutos de desplazamiento constante dentro del agua son equivalentes ¡a 40 minutos de trote fuera de ella!

El trote es ideal para hacerlo y es el mismo movimiento que fuera del agua.

Tijera

En una parte media de la alberca donde puedas tocar el suelo, adopta una posición de tijera y mueve la pierna de atrás hacia adelante. Cambia y repite. También hazlo hacia los lados.

Bicicleta subacuática

Si tienes un rollo de espuma (de esos largos de colores), entonces puedes hacer este popular ejercicio: en la parte honda de la alberca colocas el rollo entre las piernas como si fuera un caballo y comienzas a hacer un movimiento de piernas como de bicicleta, mientras te desplazas.

Si añades movimiento de brazada trabajarás todo el cuerpo.

El lazo de agua

Con un rollo de espuma vas a hacer como si saltaras la cuerda: pasas el rollo por debajo de las piernas mientras se elevan simultáneamente en un salto o llevas las rodillas al pecho. Además de quemar calorías, puedes trabajar abdominales.

Realizar ejercicio en el agua es tanto refrescante como agotador, así que recuerda respirar bien, hidratarte y comer saludablemente al salir.

 

Fuente: BBC

  • Share:

Leave A Comment